INFORMACION TOTALAMENTE ACTUALIZADA

lunes, 7 de abril de 2014

ESPAÑA: LA PAH OCUPA 3 EDIFICIOS DE LOS BANCOS PARA COBIJAR A FAMILIAS DESAHUCIADAS


La PAH ocupa tres edificios propiedad de bancos para dar cobijo a familias desahuciadas


La PAH ocupa tres edificios propiedad de bancos para dar cobijo a familias desahuciadas

La Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH), con la colaboración de asambleas del 15-M, ha ocupado esta tarde tres edificios pertenecientes a diferentes entidades bancarias con el objetivo de alojar a familias desahuciadas. Los bloques pertenecen al banco malo, a Bankia y al Banco Sabadell, todos en el barrio madrileño de Vallecas, según han anunciado en un comunicado.

Con esta acción, enmarcada dentro de la campaña Obra Social, la PAH pretende “abrir una negociación para el alquiler social de estos pisos a familias y personas sin acceso a una vivienda digna”. Los edificios acogerán a unas cuarenta personas, entre las que se encuentran desahuciados o en proceso de desahucio, así como desalojados por no poder hacer frente al alquiler.
La PAH destaca además que entre las familias realojadas se encuentran menores de edad y personas en situación de dependencia. “Las tres entidades afectadas por estas recuperaciones son un buen ejemplo del escándalo intolerable del rescate a la banca mientras los diferentes Gobiernos han dejado caer a medio millón de hogares en seis años de crisis”, denuncian en el comunicado.
Desde que arrancó, la campaña Obra Social ha dado cobijo a más de un millar de personas en una veintena de edificios “recuperados” repartidos por todo el país. En Madrid, con estos tres, ya hay cinco bloques ocupados con este objetivo. Dos de ellos pertenecen a la Sareb, el banco malo, que, según denuncian los activistas, mantiene sin uso miles de pisos vacíos y un total de activos por valor de 50.000 millones de euros.
La meta de la PAH y de las familias que han participado en la ocupación es lograr un alquiler social. También, desde la plataforma de Vallecas, han elogiado las mociones municipales impulsadas por las catalanas para multar a los bancos que dispongan de viviendas vacías. “Son un ejemplo de que se puede actuar para cambiar esta situación”, defienden.